¿Qué es la Reconciliación? 

La Reconciliación (también conocida como confesión) es un sacramento instituido por Jesucristo en Su amor y misericordia para ofrecer el perdón a los pecadores por las ofensas cometidas a Dios. Al mismo tiempo, los pecadores se reconcilian con la Iglesia porque está herida por sus pecados.

 

Cada vez que pecamos, nos herimos a nosotros mismos, a otras personas y a Dios. En la Reconciliación, reconocemos nuestros pecados ante Dios y Su Iglesia. Expresamos nuestro pesar de una manera especial, recibimos el perdón de Cristo y su Iglesia, reparamos lo que hemos hecho y decidimos comportarnos mejor en el futuro.

El perdón de nuestros pecados incluye cuatro partes que son:

  • El Acto de Contrición: Es un arrepentimiento sincero por haber ofendido a Dios y es el acto más importante de parte del penitente. No puede perdón de pecados si no nos arrepentimos y tenemos una firme decisión de no repetir nuestro pecado.

  • La Confesión: Confrontar nuestros pecados de manera profunda a Dios hablándole —en voz alta al sacerdote.

  • La Penitencia: Una parte importante de nuestra sanación es la “penitencia” que el sacerdote impone para la reparación de nuestros pecados.

  • La Absolución: el sacerdote dice las palabras por las cuales “Dios, el Padre de la Misericordia” reconcilia a un pecador con Él mismo a través de los méritos de la Cruz.

Rito de Reconciliación

La Reconciliación puede ser cara a cara o anónima, entre usted y el sacerdote. Escoja la opción que le sea más cómoda.

 

  1. El sacerdote le da una bendición o lo saluda; puede que también comparta un pasaje de las Escrituras.

  2. Haga la Señal de la Cruz y diga, “Bendígame Padre, he         pecado. Mi última confesión fue [semanas, meses, años].”

  3. Confiese todos sus pecados al sacerdote. El sacerdote lo ayudará a hacer una buena confesión. Si usted no está seguro acerca de cómo debe hacer una buena confesión o cree que es difícil hacerlo, sólo pídale al sacerdote que lo (la) ayude. Responda a las preguntas sin esconder algo por temor o vergüenza. Ponga su confianza en Dios, el Padre misericordioso que quiere perdonarlo.

  4. Luego que haya confesado sus pecados, diga, “Me arrepiento por estos y todos mis pecados".

  5. El sacerdote le asigna una penitencia y le aconseja para ayudarle a ser un mejor católico.

  6. Haga el Acto de Contrición, expresando su arrepentimiento por sus pecados. El sacerdote, actuando en la persona de Cristo, lo absuelve de sus pecados.

Examen de conciencia

Recuerde sus pecados. Estando en oración, pregúntese a sí mismo lo que ha hecho con pleno conocimiento y total consentimiento en contra de Dios y los mandamientos de la Iglesia.

  • ¿Oro a Dios todos los días? ¿He agradecido a Dios por los regalos que me ha hecho?

  • ¿Puse mi fe en peligro a través de lecturas contrarias a la enseñanza católica o envolviéndome en sectas no-católicas?

  • ¿Participé en prácticas supersticiosas: lectura de mano o adivinación del futuro?

  • ¿Juré el nombre de Dios en vano? ¿Maldije o di falso testimonio?

  • ¿Falté a misa los domingos o días de guardar o de obligación a propósito? ¿Estoy atento(a) en la misa? ¿Guardo abstinencia en los días prescritos?

  • ¿Desobedecí a mis padres y a los superiores de la ley en cosas importantes?

  • ¿Odio o tengo disputas o deseos de venganza?

  • ¿Niego el perdón? ¿He sido irrespetuoso?

  • ¿Me embriago? ¿Consumo drogas ilícitas?

  • ¿He consentido, recomendado, aconsejado o tomado parte activa en un aborto?

  • ¿Intencionalmente, he mirado pornografía, entretenido pensamientos impuros, o participado en acciones o conversaciones impuras? ¿He usado cosas artificiales para prevenir la concepción?

  • ¿He sido infiel a mi esposo o esposa? ¿He tenido actividad sexual fuera del matrimonio?

  • ¿He robado o dañado la propiedad de otra persona? ¿He sido honesto y justo en los negocios?

  • ¿He respondido a las necesidades de los pobres y respetado la dignidad de los otros?

  • ¿He mentido? ¿He calumniado o difamado a otros? ¿He juzgado a otros duramente en asuntos serios?

  • ¿He envidiado a otra gente?

Horario de Confesiones

 

Lunes a Miércoles y Viernes  de 6:00pm - 7:00pm. Para confesiones en otro horario favor de comunicarse a la oficina parroquial para hacer una cita.

Oficina

 

Lunes
9:00 a.m. a 3:00 p.m.

Martes - Viernes 

9:00 a.m. a 6:00 p.m.

Sábado - Domingo 
9:00 a.m. - 1:00 p.m. 
 

Tel: (708) 863-6608

5300 W. 24th Street
Cicero, IL 60804

  • White Facebook Icon
  • White YouTube Icon